Cacaocultores de Asómbrate, primeros en recibir pagos de mercados de carbono

Productores cacaocultores de Asómbrate recibieron, en la feria Chocoshow, los primeros pagos por capturas de carbono en sus cultivos.
Chocoshow árbol

Sembrar árboles sí paga. Lo dicen las familias cacaocultoras inscritas en Asómbrate que recibieron los primeros pagos por capturar carbono en sus cultivos. Este es un programa de Solidaridad para apoyar a pequeños productores de café y cacao en su ingreso al mercado internacional de carbono voluntario a través de la plataforma Acorn, del banco Rabobank, y que cuenta con Microsoft como aliado tecnológico.

Pagos a cacaocultores de Asómbrate

Primeros pagos a cacaocultores de Asómbrate

Cacaocultores de Asómbrate de Huila, Tolima, Santander, Norte de Santander, Bolívar, Cesar y Córdoba recibieron pagos por sus capturas de carbono durante la feria Chocoshow. En Bogotá, compartieron su conocimiento en producción de cacao bajo un modelo agroforestal que reconoce la importancia de los árboles frente al cambio climático. Si bien, Asómbrate ha pagado a 2.669 cultivadores de café en Colombia, fue el primer pago para pequeños productores de cacao en América Latina.

“Es como quitarse uno la camisa en pleno sol. Al cultivo hay que meterle algo que refresque —explica Orlando Rivera, cacaocultor del corregimiento Tres Esquinas, en Cunday, Tolima—. Ahora mismo, estoy sembrando harto matarratón, cámbulo y nacedero”.

En la finca La Esperanza, en la vereda La Profunda, del corregimiento Tres Esquinas, Orlando y su esposa, Rosa María Cárdenas, tienen 9,5 hectáreas sembradas de cacao. También hay nogales, flormorados, cucharos, guarumos, pringamosos… que refrescan y ayudan a enriquecer el suelo con material orgánico.

Orlando Rivera, uno de los cacaocultores de Asómbrate, en Chocoshow

“Es como quitarse uno la camisa en pleno sol. Al cultivo hay que meterle algo que refresque. Ahora mismo, estoy sembrando harto matarratón, cámbulo y nacedero”.

Orlando Rivera, cacaocultor del corregimiento Tres Esquinas, Cunday, Tolima

Sombrío y sorpresas positivas

Además de dar sombrío, Asómbrate sorprende a los pequeños productores. “El programa Asómbrate fue una sorpresa. Por aquí han salido muchos programas, pero poco le avisan a uno, o a veces no les ve uno salida —cuenta él—. Me suscribí como en julio o agosto y en noviembre ya nos salió el pago, fue mucha sorpresa”, recuerda Orlando, que es hoy uno de los cacaocultores de Asómbrate.

Viajar a la capital de la República para participar en Chocoshow fue una experiencia muy positiva para él. “Nunca había estado en un hotel tan bonito. Fue lo máximo. En Bogotá, había estado de pasadita, donde la familia, pero estaba por ahí un día y me devolvía. Me daba miedo andar en la ciudad, pero esta vez íbamos en grupo, la pasamos muy bueno”, recuerda. Compartió con otros cacaocultores como Nemencia Sampayo, que produce y vende chocolate en su finca, en San Pablo, Bolívar. También con Ramón Ardila, que tiene en su finca, Cartagena, en San Vicente de Chucurí, Santander, la planta élite del clon estudiado y patentado por Fedecacao (Fedecacao-San Vicente 41), que ha traído al país varios premios para reconocer el mejor cacao del mundo.

Cacaocultores de Asómbrate recibieron los primeros pagos por capturas de carbono

En total, 18 familias cacaocultoras vivieron esta experiencia. Ellos son los nuevos Héroes del Clima, como se les reconoce a los productores de Asómbrate.

“Me llamó la atención la variedad de cosas que se producen con el cacao. Uno por aquí sabe que sale para hacer chocolate, pero allá había cosas que nunca había visto: por ejemplo, la cerveza y licor de chocolate”, cuenta Orlando.

Cacaocultores y cafeteros tienen la mejor oferta en Asómbrate

Aliados como la Federación Nacional de Cacaoteros (Fedecacao), Luker, Nacional de Chocolates, Colcocoa, Cafisur y la Financiera Coagrosur han permitido el crecimiento de Asómbrate. El programa incluye productores hasta con diez hectáreas cultivadas. Actualmente abarca agricultores de Huila, Antioquia, Tolima, Santander, Bolívar, Norte de Santander, Sucre, Córdoba, Meta, Casanare, Arauca y Cesar.

Asómbrate es también la mejor oferta para los productores en el mercado de los bonos de carbono. Una hectárea sembrada con agroforestería puede capturar entre cuatro y seis toneladas de carbono en el año. El programa asegura un precio mínimo de 20 euros por cada tonelada de CO2 removida de la atmósfera, de los cuales 80% se pagan a los productores y el 20% restante se destina a cubrir los costos de administración de la plataforma, por parte de Rabobank, y la operación del proyecto, a cargo de Solidaridad. Ya son más de 25.000 productores inscritos, que han eliminado 36.803 toneladas de CO2, según las mediciones certificadas por Plan Vivo.

Mayor información a la prensa

Nancy Amado
Gerente de Comunicaciones
Solidaridad Network
nancy.amado@solidaridadnetwork.org

También puede interesarte

La canción Asómbrate, de los Héroes del Clima, recibió premio en Nueva York